MERCADOS & ENVASES


Un packaging para patatas fritas cuya materia prima es la patata

21/09/2018

CATEGORíA: Innovación en los materiales


Peel saver es un proyecto de economía circular creado por tres diseñadores italianos que han sabido dar una segunda vida a un deshecho abundante.  


La cáscara de patata se compone de almidones y componentes de fibras, que después de la maceración y el secado natural, adquieren la capacidad de unirse entre sí y endurecerse. El material obtenido está completamente hecho de residuos de producción y es 100% biodegradable. Después de ser utilizado, el envase puede reinsertarse de forma útil en el ciclo biológico y convertirse en alimento para animales o fertilizante para plantas.

 

 

Las cáscaras de las patatas fue el punto de partida para tres diseñadores italianos: Simone Caronni, Pietro Gaeli y Paolo Gentile. Utilizar este material de desecho para crear un envase de comida para llevar fue la principal idea de este proyecto. El resultado es, peel saver, un envase para patatas fritas hecho con la propia piel de las patatas.

 

Una vez utilizado, peel saver puede ser alimento para animales.

 

Concept, prototyping, photography and post-production by Pietro Gaeli, Simone Caronni, Paolo Stefano Gentile

Volver al listado